Animales

Por qué mi Perro se Muerde la Cola? Motivos y Soluciones

Los perros expresan infinidad de cosas con todo su cuerpo. Habrás visto que se comunican muy bien cuando quieren "decir" algo: mueven la cola, las orejas, cambian sus posturas y muchas cosas más para hacernos entender lo que quieren. Pero es cierto que, a veces, hay gestos o conductas que nos resultan complicados de entender a primera vista.

Como ejemplo de ésto que comentamos, puede que alguna vez hayas observado a tu perro mirándose muy interesado la cola, entonces de pronto la persigue y empieza a mordisquearla sin parar. ¿Te has preguntado por qué lo hace? ¿Qué comunica con ese comportamiento?

En ExpertoAnimal queremos ayudarte a entender mejor a tu fiel amigo y ofrecerte posibles soluciones a sus problemas de salud y conducta a través de nuestros artículos. Por ello te recomendamos que no te quedes con la duda de ¿por qué mi perro se muerde la cola?y que sigas leyendo este artículo en el que encontrarás los motivos más comunes por los que tu perro puede comportarse así.

Problemas de salud física que llevan a un perro a morderse el rabo

Cuando observemos que nuestro can se mordisquea la cola, lo primero que tendremos que ver es si se trata de enfermedades o problemas físicos. Para saber por qué mi perro se muerde la cola deberás descartar algunos de estos problemas de salud:

  • Parásitos externos: Es posible que nuestro perro tenga pulgas o garrapatas en esa zona de la cola y esté intentando deshacerse de ellos y del picor que le causan a base de mordiscos. Asegúrate de desparasitar externa e internamente a tu perro con la periodicidad indicada en cada caso para evitar problemas de piel y otras enfermedades.
  • Heridas: Sobre todo cuando nuestro amigo es un gran explorador, es posible que regrese del paseo con algunas heridas en la piel. Procura revisarle la piel y el pelaje de todo el cuerpo tras cada paseo, así te asegurarás de que no tenga heridas y si las tiene podrás curarlas. Evidentemente si tiene una herida en el rabo, se girará hasta alcanzarse la zona de ésta debido al escozor e intentará lamerse y mordisquearse, es algo normal, pero deberemos evitar que se le infecte y ayudarle.
  • Glándulas anales: Cuando las glándulas anales no se vacían con la frecuencia que deberían pueden producirse diversos problemas desde una inflamación, hasta quistes y otras enfermedades. Esto provocará gran molestia y dolor a tu can en la zona del ano y la base de la cola. Por este motivo, no dudará en intentar rascarse para aliviarse y lo verás que se mordisquea la cola. Lo que deberás hacer es llevarlo al veterinario para que le examine las glándulas y se las vacíe o cure según la gravedad del problema.
  • Problemas de la piel: Quizás se muerda la cola y otras partes de su cuerpo debido a algunas enfermedades de la piel como por ejemplo hongos, sarna o alergias. De nuevo, lo mejor que puedes hacer es revisarle la piel en las zonas que veas que se muerde y rasca y comentarlo con tu veterinario de confianza para hallar el problema y poder solucionarlo pronto.
  • Hernias discales y otros problemas de la columna vertebral: Los perros también pueden padecer problemas a lo largo de la columna vertebral como la osteoartritis, que se puede dar en todas las articulaciones del cuerpo del perro incluida la columna vertebral, y las hernias discales. Debemos tener en cuenta que el perro que padezca alguno de estos problemas se notará cierto dolor o un hormigueo en la zona afectada. Si, por ejemplo, el problema se le está desarrollando en la cola, en la base de ésta o las lumbares, seguramente observaremos cómo se gira a mirarse esa parte y a mordisquearla para comprobar qué le sucede.

Estos son los principales problemas de salud física que pueden derivarse en el mordisqueo del rabo en un perro. Te recomendamos que ante cualquier síntoma o malestar que presente tu fiel compañero acudas a tu veterinario para que le realice una exploración y las pruebas que sean necesarias para dar con un tratamiento adecuado.

Puede ser que el hecho de que tu perro se persiga y mordisquee la cola sea un "simple" juego. Pero éste sólo será el caso si nunca antes le has visto hacerlo o si lo ha hecho algunas veces muy distancias a lo largo de su vida y sin que haya supuesto un cambio en su carácter. Además, antes de pensar que se trata de un entretenimiento, deberás asegurarte de que los problemas comentados en el apartado anterior no son realmente la causa de que se esté mordiendo en rabo.

Sencillamente puede haber estado muy aburrido durante horas y al final haya optado por este "juego". Realmente esto no es lo más habitual ya que una vez empieza así, si no se observa la causa y se corrige lo antes posible, no tardará en convertirse en un problema de conducta serio, el cual comentaremos más adelante en este mismo artículo. Por esto mismo, si ves que tu perro hace esto, que es como un primer paso hacia un problema de conducta y salud mental, no lo riñas, pero sí que para empezar deberás invitarlo ha hacer otras actividades y procurar que no se aburra ni esté mucho tiempo solo.

Un problema de conducta y salud mental

Lo que suele ser más frecuente, es que un perro se muerda la cola por un problema de comportamiento y salud mental. Lo que empieza como un "simple juego" pronto se convertirá en un serio problema difícil de corregir si no se coge a tiempo.

Un can empezará a perseguirse el rabo hasta agarrárselo y morderlo, incluso en situaciones graves puede llegar a hacerse heridas y mutilarse, debido a un caso de falta de socialización, aburrimiento, confinamiento y abandono por parte de quién esté a cargo de él. Sobre todo, es algo típico en perros que se pasan la vida encerrados o atados en el mismo lugar. Al final, con el tiempo, deben redirigir la energía y distraerse como puedan y ésta es una de las formas más comunes en que lo hacen. Esta es una de las causas más habituales de por qué un perro se muerde la cola.

Este tipo de comportamiento repetitivo y utilizado como vía de escape, es conocido como estereotipia y lo pueden padecer todo tipo de animales que se encuentren encerrados o confinados, ya sea en zoológicos, refugios de animales que están hasta arriba de casos o en casas de particulares. Pero, es posible que este problema de morderse la cola, le suceda a tu perro y pienses que tu no lo tienes en unas condiciones tan malas como las que hemos expresado hasta ahora. Por supuesto que un perro puede padecer una estereotipia sin estar en condiciones tan extremas. Pero si es así, deberás replantearte qué no estás haciendo correctamente con su salud mental, puesto que es probable que le esté faltando ejercicio, rutina, socializar con otros perros y animales, entre más aspectos, y que esté altamente estresado.

Si observas que tu perro se muerde la cola de forma compulsiva y has descartado los problemas de salud física, deberás dirigirte a un especialista etólogo para que te ayude a mejorar la calidad de vida de tu compañero y solucionar el problema. Recuerda que, como todo lo que tiene que ver con la salud, cuanto antes se diagnostique el problema y se empiece a solucionar, mejor será el pronóstico de recuperación.

Si deseas leer más artículos parecidos a ¿Por qué mi perro se muerde la cola?, te recomendamos que entres en nuestra sección de Problemas del comportamiento.

¿Qué problemas psicológicos puede tener?

Ahora bien, si el trato que tiene tu perro se basa en una rutina o bien, le condenas diariamente a la soledad….empieza a sospechar que esté sufriendo un trastorno obsesivo compulsivo.

El estrés que le genera al canino no salir de casa, no recibir cariño o acostumbrarlo a los paseos monótonos y sin diversión, pueden desembocar en este problema: tu perro se morderá la cola también siendo adulto, a modo de tic o conducta estereotipada. Os aseguramos que esta costumbre no es más que un modo de transformar su frustración interior en un dolor físico.

En este caso, te recomendamos que hables con un etólogo o adiestrador canino, podrá ayudarte a definir y descubrir el motivo por el cuál tu perro se muerde la cola y ayudarte a superarlo juntos.

Recuerda, un perro es un ser vivo, un compañero, y un amigo. Está en tu mano prevenir que sufra daños y devolver todo el cariño y amor que él te aporta.

La actividad física, el entretenimiento y la atención son también tus deberes ¡No dejes que sufra por su ausencia!

Motivos por los que tu perro se muerde la cola

Si por el contrario lo que se muerde es la base de la cola, puede que tu perro tenga parásitos, o picores debidos a una enfermedad de la piel o a falta de higiene.

Las picaduras de pulgas pueden desencadenar reacciones alérgicas en perros, y provocar una dermatitis (alergia a la saliva de la pulga), las pulgas se encuentran comúnmente cerca de la base de la cola del perro.

Una infección de la piel, un eccema o una herida dolorosa también podrían ser la causa de que el perro se muerda la cola.

Los perros con colas amputadas, a menudo se muerden debido a la presencia de neuromas de Morton, estas masas benignas, consisten en fibras nerviosas y tejido de la cicatriz, y causan dolor.

Los Perros con neuromas muerden y lamen esta área en un intento de aliviar el malestar que produce, en este caso debería extirparse el neuroma.

A veces se trata de un comportamiento compulsivo

Algunas razas como los pastores alemanes son más propensas a desarrollar este tipo de trastorno compulsivo, muchas veces presentan este comportamiento cuando son cachorros y lo superan a medida que crecen.

Generalmente este comportamiento aparece debido al estrés o la ansiedad, mas frecuentemente en perros de trabajo por naturaleza que no reciben la atención necesaria, son perros con necesidades de actividad muy altas y que no toleran demasiado bien la soledad y la inactividad.

¿Qué podemos hacer para ayudar al perro?

Primero asegurarnos de que no hay ningún problema de salud o heridas en la cola, también de que el perro no tiene parásitos externos , un eccema, o exceso de suciedad que pueden causar picor.

Mantén la mente y el cuerpo de tu perro activos con el fin de evitar el estrés, sal a pasear con el a diario varias veces y acude a lugares donde pueda correr suelto, olisquear y jugar con otros perros para así canalizar la energía.

Cuando tu perro se muerda la cola de nuevo , debes estar atento para no reforzar este comportamiento prestando atención en el momento en el lo hace, no debe recibir ningún tipo de atención, es importante no regañarle tampoco en ese momento para evitar un refuerzo negativo.

Si ves que no consigues que tu perro deje de morderse la cola, acude a un educador en positivo para que te aconseje en la forma correcta de frenar este comportamiento indeseado en tu perro.

Aparición de parásitos

Los parásitos pueden ser razón de por qué los perros se muerden la cola, pero no la única. Cuando tu perro se muerda la cola repetidamente, puede ser la presencia de pulgas o garrapatas lo que cause que tu mascota ande detrás de su cola y la muerda sin cesar. Hay que estar atentos en estas oportunidades, ya que, se puede producir una dermatitis en la que tu perro pueda salir lastimado.

Puede ser psicológico

Sí las mordidas en la cola vienen constantemente acompañadas con gruñidos y gemidos, se puede estar hablando de una obsesión y hasta de un trastorno psicológico, que puede causar en el animal un estrés en el que termine haciéndose un daño difícil de curar, ya que, este volvería a morderse en esa zona regularmente. Te recomiendo el uso del cono para tratar la sanación de la herida.

Enlace copiado

Aunque parece gracioso cuando observamos a un perro morder su cola, hay una triste realidad ante este acto, pues detrás de esto se encuentran problemas de tipo psicológico o físico.

Cuando se trata de un inconveniente de tipo físico, puede que tu perro sufra de enfermedades en la piel o tenga parásitos. Una irritación en esa zona puede generar que se muerda de forma compulsiva, por lo que debe llevar un tratamiento para calmar los síntomas.

Morderse la cola y dar vueltas es un hábito común en los cachorros que desaparece con su crecimiento, sin embargo, si este comportamiento persiste, podría tratarse de un problema de tipo físico, por lo que es importante llevar a tu perro con el veterinario para obtener un diagnóstico.

En el caso de los perros adultos que tienen la costumbre de morderse y perseguirse la cola, puede deberse al estrés que le genera no salir de casa, no recibir cariño o acostumbrarse a los paseos monótonos y sin diversión.

Cuando se presenta esta costumbre, es recomendable hablar con un etólogo o adiestrador canino que te pueda ayudar a definir y descubrir el motivo por el que tu perro se muerde la cola.

No olvides que tu perro es un ser vivo, un compañero y amigo, y está en tus manos prevenir que sufra daños, así devuelves todo el cariño y amor que él te da.

Hay una triste realidad ante el acto de los perros de morderse la cola. (ARCHIVO)

Mi perro se muerde las patas traseras, ¿por qué?

Existen varias respuestas a esta pregunta. El motivo más común de que se muerda las patas y se haga heridas es por estrés, por ansiedad o por miedo. Si tu colega presenta un comportamiento compulsivo, sea morderse las uñas o mordisquear las paredes de tu casa, suele ser un síntoma de que algo no va bien en su cabeza, de que tiene energía sin emplear en su cuerpo o de que no es feliz.

Muchos PetLovers creen que cuidan bien a sus perros, pero se equivocan porque no han acabado de comprender que sus colegas necesitan más paseos, juegos y deporte del que les dan. Esto suele suceder en cuidadores que han iniciado una relación romántica o un nuevo trabajo. Sin darse cuenta, le van dedicando menos y menos atención a su amigo, él se pone triste y adquiere este tipo de comportamientos.

Mi perro se muerde la cola y da vueltas, ¿está bien?

En caso de ansiedad de separación o depresión puede que se mordisquee una parte del cuerpo o que juegue a atrapar su cola una y otra vez. Aunque el segundo parezca un hábito más inofensivo que el primero, tampoco es saludable. La primera vez que lo hace seguro que te ha hecho gracia, pero a la cuarta vez lo normal es que te preocupes.

El motivo es el mismo: se aburre, se siente solo y necesita ejercicio. Sin embargo, no puedes dormirte en los laureles y creerte que porque juegue con su cola ya es feliz, al contrario. Lo que está desarrollando es un desorden mental de tipo compulsivo.

Tanto en el primer caso como en este, te recomendamos que consultes con nuestros etólogos online qué hacer. En líneas generales, ofrécele jueguetes para morder, prémiale por hacerlo y tómate esto que hace como una advertencia para ti: tienes que pasar más tiempo a su lado.

Mi perro se muerde el muslo y el lomo hasta sangrar

Aunque en la mayoría de las ocasiones este tipo de comportamientos se deben al estrés o la ansiedad, no siempre es el caso. Tu perro no sabe cómo expresar de viva voz qué le duele algo, por lo que recurre a sus dientes y a su lengua para hacerlo. Sabiendo esto, lo que tenemos que hacer como cuidadores es fijarnos en la parte que se mordisquea, porque ahí se esconde el foco de su posible dolor.

Si nos referimos a un cachorro, una de las enfermedades más típicas que suele tener, sobre todo si no lo has rescatado de una protectora y te has hecho con él en una 'granja', es una infestación de parásitos en su vientre. Tócale la barriga, ¿está dura? En este caso, puede que los tenga, que se mordisquee el vientre y que se lama el ano, pues le dolerán los intestinos.

Si se muerde el lomo, el muslo u otra parte de su cuerpo, puede que el problema no sean parásitos internos, sino externos. Revisa la zona, ¿ves restos de ácaros o de garrapatas? En caso afirmativo, sal pitando a tu veterinario para que aplique el procedimiento desparasitante correspondiente.

Mi perro se muerde las patas hasta hacerse sangre

Además de por culpa de los parásitos o de las heridas que pueda tener, tu perro puede estar mordiéndose porque tiene un problema en la piel, una dermatitis provocada por una alergia, por la sarna o por no estar suficientemente hidratado. Es fundamental que tu colega siempre tenga acceso a agua fresca, que beba y que consuma alimentos ricos en nutrientes. Eso prevendrá que contraiga problemas en la piel.

Pero aunque lo nutras bien, la sarna o las alergias pueden atacarle. De nuevo, revisa la zona en la que se muerde y consulta a nuestros veterinarios online. Como ves, estos mordiscos no son nunca buena señal. Aprende a comprender los motivos por los que se los da y cuenta con nosotros para obtener una consulta personalizada.

Y una última cosa, descárgate DOGO app.Te ayudará en la educación de tu perro mediante la innovadora técnica del "clicker".

¿Te has quedado con dudas? Pregunta a nuestros veterinarios:

Proteger la herida

La cura puede ser otra razón de por qué los perros se muerden la cola, ya que, después de hacer contacto con ella, este se sienta incómodo y vaya en busca de ver que paso y termine estropeando la cura y empeorando su situación. Lo más recomendable es el uso del collar isabelino.

De todo esto podemos decir que sabemos por qué los perros e muerden la cola, no siempre es por la presencia de pulgas, hay más situaciones que se pueden presentar como el trastorno antes mencionado y no estamos conscientes de lo que sucede. Es necesario que estés atento a tu mascota para reaccionar bien ante sus comportamientos.