Animales

Pit bull terrier americano

El american pitbull terrier (APBT), más conocido como pitbull, es una raza creada en Estados Unidos. La Federación Internacional de American Pitbul Terrier (Fiapbt) se rige al estándar de la raza oficial de la American Dog Breeder Association (ADBA). Esta entidad se encarga de determinar qué características son propias de esta familia de canes.

“Un APBT es proporcionado en la cabeza, debe aparentar las dos terceras partes la anchura de los hombros, y ser un 25% más ancho en las mejillas que en el cuello a la base del cráneo. El hocico debe ser recto y de forma cuadrada”, dice la normativa. Así de específicos son los estándares.

Con respecto a su temperamento, los criadores originales buscaban un perro fuerte, pero sociable con el ser humano. Son equilibrados y juguetones. Incluso se los consideraba excelentes niñeras. Como todo perro, es noble y muy trabajador que se desarrolla adecuadamente dentro del ambiente familiar.

Gozan de buena salud durante su vida y tienen un alto nivel de energía, por lo que necesitan mucho ejercicio. Son muy inteligentes y pueden ser adiestrados fácilmente por una persona responsable.

Alex Endara, presidente de la Asociación de Criadores Responsables de American Pitbull Terrier del Ecuador, explica que en el país hay más mezclas que perros puros. “Después de cinco años de registros de estos canes dentro de nuestra base de datos, hemos determinado que el 99% no son puros y que provienen de una reproducción ilegal e irresponsable”.

En los últimos años, esta raza ha sido catalogada como peligrosa. En muchos países y ciudades se prohíbe su tenencia. Esto se debe a que han sido utilizados en la peleas . Para Endara, esto sucedió por una falta de responsabilidad en su reproducción.

Los APBT "fueron concebidos sin ningún tipo de selección, lo cual crea una inestabilidad temperamental muy peligrosa”, asegura. Es así que se pueden confundir fácilmente con bull terrier, bóxer, bulldog, mastin napolitano, american staffordshire terrier, entre otros.

Origen del pit bull terrier americano

Los perros pitbull actuales tienen sus orígenes en la Gran Bretaña del siglo XIX, pero su historia se remonta a la época del imperio romano. Esta raza desciende de perros molosos de pelea, que originalmente se usaban para peleas contra toros y osos. Con la prohibición de estas peleas en Inglaterra, los aficionados a estos "deportes" empezaron a criar perros más ligeros para hacerlos pelear entre ellos. Parece ser que se utilizaron perros de tipo terrier, consiguiendo así mayor agilidad sin perder la combatividad.

El pitbull fue reconocido en alguna época por el American Kennel Club (AKC), pero luego fue eliminado de sus registros porque dicha institución no quería la mala prensa que traía consigo una raza de pelea. Es así que los cinófilos norteamericanos desarrollaron una nueva raza a partir del pitbull de entonces, el american staffordshire terrier.

Existe un concepto erróneo, y muy difundido en la sociedad moderna, que afirma que el pitbull es un tipo de perro y no una raza canina.La verdad es que el pitbull es una raza con todas las credenciales necesarias. No solamente se trata de un conjunto de perros con características hereditarias similares, sino que existe un estándar definido para la raza.

El hecho que el American Kennel Club y muchas otras organizaciones caninas no acepten registrar al pitbull, no significa que no sea una raza. Simplemente es una raza no reconocida por esas instituciones, pero reconocida por otras instituciones como el United Kennel Club. Es importante tener en cuenta que el United Kennel Club ofrece un servicio de análisis de paternidad mediante ADN, lo que ayuda a mantener registros confiables sobre los American Pit Bull Terrier registrados en esta institución.

Actualmente, el pitbull es reconocido por algunas organizaciones cinófilas, como el ya mencionado United Kennel Club y la American Dog Breeders Association, pero no es reconocido por la Federación Cinológica Internacional (FCI) ni por el AKC. Sin embargo, algunas entidades afiliadas a la FCI reconocen a la raza, como es el caso de la Federación Cinológica Argentina.

Actualmente la raza está considerada como una de las razas de perros potencialmente peligrosas, pero sigue siendo una de las más populares en todo el mundo Para más detalles sobre la historia de esta magnífica raza puedes leer acerca de la historia del perro pitbull.

Características físicas del pit bull terrier americano

Muchas personas suelen confundirlo con el american staffordshire terrier por su gran parecido. No obstante, vamos a detallar algunas de las características físicas del pit bull terrier americano:

La cabeza del pitbull es larga, ancha y poderosa, pero no debe ser desproporcionada con relación al cuerpo. Vista de frente tiene la forma de un trapecio invertido, es decir que es como un triángulo invertido cuyo extremo inferior ha sido cortado. Las mejillas son abultadas y sobresalen de este trapecio imaginario. El stop es moderadamente definido, y los ojos tienen una ubicación baja en el cráneo. Los ojos del pitbull pueden ser de cualquier color excepto celeste. Las orejas son en forma de rosa o semierectas, y su inserción es alta.

La mordida del pitbull es poderosa y es una de las características que ha fomentado algunos mitos sobre la raza pit bull. Uno de esos mitos dice que el perro pitbull es incapaz de soltar la presa porque sus quijadas se traban de alguna manera. Otro mito le atribuye a la mordida una presión de 1600 libras por pulgada cuadrada. Esos mitos absurdos han ayudado a distorsionar la imagen de esta raza de perros.

Al igual que la cabeza, el cuerpo del perro pitbull es muy llamativo. Aunque resulte extraño para quien no conoce a esta raza, el cuerpo del pitbull no es excesivamente voluminoso ni ancho. De acuerdo con el estándar de la raza aceptado por el United Kennel Club (UKC), el perro pitbull debe tener un cuerpo ligeramente más largo que alto, con pecho profundo y nunca debe tener apariencia gruesa o excesivamente musculosa. De hecho, el mismo estándar establece que el pecho no debe ser más ancho que profundo. Todos esos "fisicoculturistas caninos" no concuerdan con el estándar del perro pitbull.

Una de las características físicas más agradables del pitbull es su pelaje corto y lustroso, que invita a la caricia incluso a quienes no son muy afectos a los perros. Ciertamente es muy agradable acariciar el lustroso pelaje de un pitbull. siempre que el perro esté limpio, por supuesto. Todos los colores son aceptados para esta raza, excepto el mirlo (fondo jaspeado con parches de color sólido).

El estándar de la raza no especifica una altura determinada, sino que prioriza la construcción armónica del cuerpo. Es por eso que existen perros pitbull de tamaños muy heterogéneos. Sin embargo, el pitbull es un perro de talla mediana. El peso debe estar en proporción con la altura, por lo que también es muy variable en esta raza. Sin embargo, el peso de los machos suele encontrarse entre los 15,9 y 27,2 kilogramos, mientras que el peso de las hembras suele estar entre los 13,6 y 22,7 kilogramos.

Carácter del pit bull terrier americano

Los medios de comunicación y la sociedad en general, han difundido muchos mitos y leyendas sobre el carácter de los perros pitbull. Hoy en día la mayoría de la gente piensa que los pitbull son perros peligrosos, inestables y muy agresivos. Y aunque esa idea puede ser cierta para algunos casos particulares, no lo es para la raza en general. Esa idea es incorrecta, pero sus partidarios tratan de apoyarla basándose en la historia del perro pitbull y en datos de ataques ocasionales provocados por pitbulls o perros similares.

La verdad es que el pitbull es un perro con un impulso de presa muy desarrollado, pero no es un asesino por naturaleza. De hecho, tiende a ser un perro muy sociable con la gente. En general, éste es un perro que, cuando está bien socializado, puede llevarse muy bien con niños y adultos, y puede ser una mascota excepcional.Sin embargo, el buen carácter de cualquier perro (incluido el pitbull) depende de su correcta socialización desde cachorro.

Por lo general, estos perros son amigables, juguetones y confiables con la gente. De cualquier manera, nuca debes dejar a un niño pequeño a solas con un pitbull o con cualquier otro perro porque eso es una invitación a los accidentes.

De acuerdo con las estadísticas de la sociedad americana de evaluación del temperamento (ATTS por sus siglas en inglés), el pitbull tiene un temperamento más estable que el promedio de los perros. Más aún, en las evaluaciones llevadas a cabo por esa organización el año 2006, el pitbull obtuvo una mejor "calificación" que razas tales como el beagle y el golden retriever. Ahora bien, aún cuando esta raza no tiende a ser agresiva con las personas, sí existen perros pitbull que son agresivos. Esto se debe al cuidado inadecuado y la irresponsabilidad de sus dueños, y puede ocurrir con cualquier raza de perros.

Hablamos de un perro muy especial y apreciado por quienes disfrutan de su compañía. Es entusiasta, muy vital y divertido. El pit bull terrier es un perro muy protector que asimila bien los cambios y las órdenes básicas de comportamiento. Es un pero excelente para quienes puedan dedicarle tiempo y quieran recibir el cariño de un perro fiel y amistoso. Se trata de un perro complaciente que disfruta realizando tareas y aunque no lo parezca, no es un buen perro guardián pues suele ser amigable con los extraños.

Tiene un alto nivel de inteligencia y por ese motivo muchos propietarios le utilizan en deportes como el canicross, y realizan actividades con él diariamente.

El pit bull por lo general es un excelente perro en el trato con los niños ya que es paciente y tolerante, al contrario de lo que muchas personas puedan pensar de él. Se deja manosear y participa en los juegos tranquilamente. Al tener mucha energía es excelente tener un pit bull terrier en una familia con niños, pues ambos se complementarán y crearán un vínculo muy especial.

En cuanto al trato del pit bull terrier con otras mascotas dependerá directamente de la socialización que haya recibido el perro desde pequeño. Al tratarse de un perro poderoso y fuerte, si le educamos incorrectamente tendremos verdaderos problemas en la etapa adulta pues no sabrá relacionarse con perros más pequeños y observaremos un auténtico cambio de comportamiento fuera del hogar.

El pit bull no es un perro que necesita cuidados excesivos, será suficiente con cepillarlo un par de veces a la semana, algo con lo que disfrutará mucho. En las épocas de muda del pelo prestaremos especial atención y le cepillaremos más regularmente. Diariamente le limpiaremos las legañas y suciedades que haya podido acumular. Con un baño mensual o cuando esté realmente sucio será suficiente.

Tiene un nivel de actividad alto por lo que el pit bull necesita al menos dos paseos al día de 3/4 de hora por lo menos. Combinar los paseos con ejercicio es una buena práctica para fortalecer su musculatura y relajarle dentro del hogar. Sus niveles de energía son altos y debemos ser conscientes de ello una vez lo adoptemos.

Al ser tan activo y enérgico también será útil cuidar su mente con juegos de inteligencia para perros, tales como es el kong negro, el juguete más apropiado para el pit bull. Además de desarrollar su capacidad mental, favoreceremos el juego y la diversión. El kong, es también excelente para tratar la ansiedad por separación, un problema habitual del perro pit bull que tiene carencias de paseo o estimulación mental.

Educación del pit bull terrier americano

Se trata de un perro inteligente que rápido entenderá aquello que le pidas y le propongas para una convivencia armoniosa. Es importante fijar unas normas fijas e intentar que todos los miembros del hogar las sigan y respeten. Debemos alentar el comportamiento positivo, juguetón y alegre con el uso del refuerzo positivo. Bajo ningún concepto le dejaremos actuar de forma agresiva o le premiaremos por ello. El pit bull es un perro fuerte y poderoso pero recuerda que requiere un amo que le comprenda y le guíe hacia el bienestar mental y físico.

Como hemos comentado en el comportamiento, el pit bull terrier es un perro que necesita ser socializado desde cachorro, aún así, si hemos decidido adoptar a un pit bull también podremos trabajar en su educación y adiestramiento, en ocasiones, de la mano de un experto, dependerá de cada caso en concreto.

Además de la socialización, el perro pit bull necesita comprender las órdenes básicas de obediencia, fundamentales para una buena comunicación con nosotros y para su seguridad. Al ser un perro inteligente, atlético y activo, podemos aprovechar para enseñarle actividades que combinen las órdenes de obediencia y el ejercicio como es el caso del agility, una actividad física completa y muy recomendable para esta raza.

El pitbull actual es una de las razas más versátiles que existen en el mundo, ya que son usados como perros policías y militares, perros detectores de narcóticos, perros de terapia, perros de búsqueda y rescate, para todos los deportes caninos y, por supuesto, como excelentes mascotas.

Salud del pit bull terrier americano

Se trata de un perro generalmente sano aunque en ocasiones su piel se vuelve sensible. Evita problemas ofreciéndole una cama cómoda y mullida así como pipetas o collares para una protección total ante los parásitos.

Ésta es una de las razas de perros más resistentes a las enfermedades, pero no por eso debes descuidar su salud. Además de tener al día las vacunas de tu perro, tienes que prestar atención a posibles problemas del corazón, enfermedades contagiosas de la piel (sarna, eccemas, hongos), parásitos internos y externos, etc. Por supuesto, lo más importante para mantener la salud de tu pitbull es que se le haga una revisión veterinaria regular y que sigas los consejos del profesional.

La constante discriminación del pit bull terrier a alcanzado límites que asociaciones y protectoras rechazan de manera conjunta:

  • Australia prohíbe la importación del pit bull y obliga a todos los ejemplares existentes en el país a ser castrados en un intento por eliminar lentamente la población.
  • En Malta es ilegal tener a un pit bull y en caso de tenencia la persona responsable será juzgada y se sacrificará a la mascota.
  • En Venezuela requieren estar censados y deben permanecer en condiciones de cautividad, una práctica inhumana.
  • España, Colombia y Chile consideran al pit bull terrier un Perro Potencialmente Peligroso (PPP) y su tenencia se riñe a la obtención de una licencia, un seguro de responsabilidad civil para dicha mascota así como el uso de bozal y correa en espacios públicos.

Existen asociaciones en defensa e igualdad de los pit bull terrier alrededor del mundo, es importante saber que no se trata de una raza peligrosa, sino que la mordida de este perro puede resultar peligrosa si el propietario o amo le educa para ello.

¿Los Pit Bulls son intrínsecamente peligrosos? ¿Su naturaleza es morder o se malinterpreta a esta raza debido a la forma en la que algunos de ellos han sido entrenados?

Es uno de los debates más acalorados dentro del temas psicológicos en cuanto a la naturaleza de los perros. El Pit Bull Terrier Americano es una raza definida en Estados Unidos aunque sus orígenes son Británicos. Fueron utilizados como perro de pelea hasta la prohibición en 1976 y actualmente en algunos países se considera una raza potencialmente peligrosa (PPP).

Lo que mucha gente no sabe es que hace no tanto recibía el apodo de «perros niñera».

Como señala ASPCA, los pitbulls fueron «cons >UKC también señala que los pitbulls «siempre se han destacado por su amor a niños, «pero no son» la mejor opción para un perro guardián ya que son extremadamente amigables, incluso con extraños «.

¿Qué ha pasado con su fama?

La ignorancia de algunos dueños y su mala crianza, junto a una mala public >Según el United Kennel Club, en algún momento del siglo XIX, los criadores europeos comenzaron a cruzar varios terriers con bulldogs en busca de una raza que tuviera el entusiasmo del primero y la resistencia de este último.

Los fallos en los criaderos y dueños de pitbulls conducen a perros poco socializados y potencialmente agresivos. ¿Serán este tipo de propietarios responsables de una porción estadísticamente desmesurada de ataques contra humanos?

Los hechos reales

Según la Asociación Estadounidense de Medicina Veterinaria, «los estudios controlados no han identificado a este grupo racial como desproporcionadamente peligroso». La Sociedad Estadounidense de Evaluación de la Temperancia (ATTS) pone a miles de perros a prueba todos los años.

Los perros se someten a pruebas de nerviosismo, agresividad y su capacidad para diferenciar entre humanos amenazantes y no amenazantes. ¿Cómo hicieron los pitbulls? Mostraron un temperamento superior al promedio, con un 86 por ciento obteniendo el grado. Los Pitbulls son la segunda raza más tolerante probada por ATTS, después de solo retreivers dorados.

Realmente no podemos evitar que se nos caiga la baba al ver la relación que tienen todos los peludos en general y los niños. Te dejamos algunas de las relaciones más amorosas aquí.

Características del American Pit Bull Terrier

  • Altura a la cruz: de 38 a 48 cm en los machos y de 35 a 45 cm en las hembras
  • Peso: entre 15 y 28 kg en los machos y entre 14 y 23 kg en las hembras
  • Capa: cualquier color
  • Pelaje: grueso, corto y con brillo
  • Promedio de vida: unos trece años
  • Carácter: valiente, leal y enérgico
  • Relación con los niños: buena
  • Relación con otros perros: puede ser peleón
  • Aptitudes: perro de compañía y antiguamente perro de pelea
  • Necesidades del espacio: jardín para correr
  • Alimentación del American Pit Bull Terrier: unos 380 g. de alimento completo seco
  • Arreglo: cepillados regulares
  • Coste mantenimiento: moderado

Dado todo lo que se ha dicho, no hay duda de que esta pregunta debiera haberle venido a la mente al lector medio. ¿Por qué el Pit Bull? ¿Por qué querría una persona normal y en su sano juicio un Pit Bull? Después de todo, hemos admitido que esta raza es, en esencia, un perro de pelea, ¿no? Hemos admitido que esta raza muestra muy frecuentemente agresividad hacia otros perros, y que muchos Pit Bulls pueden mostrar agresividad hacia las personas. Hemos visto cómo muchos países de todo el mundo no permiten la propiedad de Pit Bulls a sus ciudadanos. En algunas áreas del mundo, el Pit Bull puede ser tenido legalmente, pero el propietario debe llevar una póliza de seguros para que le proteja en caso de que un vecino resulte herido.

Cualquier raza puede ser sujeto del tipo de discriminación «racial» que el Pit Bull sufre hoy día. Hace algún tiempo fue el Dobermann el que tuvo esta reputación en los Estados Unidos. ¡Durante algún tiempo fue el pobre San Bernardo! Después de todo, incluso el Bulldog inglés es un perro de orígenes puramente para la pelea, pero en ningún lugar del mundo se está proponiendo que se ponga fuera de la ley a los Bulldogs. Dentro de un tiempo, la histeria generada por los medios de comunicación alrededor del Pit Bull pasará y será otra raza la que centrará la atención de los medios. Los propietarios irresponsables que busquen una raza que cause impresión desviarán su atención hacia cualquier otra raza y entonces nos preguntaremos por qué hubo un tiempo en que pensábamos que el pequeño Pit Bull era un perro inherentemente peligroso. De todas formas, hasta que llegue ese momento deberíamos discutir acerca de unas pocas cualidades muy positivas de esta raza.

Personalidad

Después de todo, el Pit Bull es un perro increíblemente fiel. La raza se vuelve muy unida a su familia humana y no aceptará a otros a no ser que perciba que son bienvenidos en casa como si fueran parte de la familia. Como extensión de este atributo, también puede ser un perro muy poderoso y protector, aunque pequeño y manejable, y puede ser muy útil en las manos adecuadas y con una propiedad responsable. De todas formas, al contrario que muchos perros muy fieles, el Pit Bull puede aceptar los cambios. Si se da la desafortunada situación de que una familia tenga que renunciar a su Pit Bull, el perro se entregará a su nuevo propietario con el tiempo. De la misma forma, un Pit Bull «de segunda mano» puede ser una opción que usted podría considerar, particularmente si conoce a sus antiguos propietarios y su estilo de vida.

La versatilidad de la raza

Hemos aceptado, sin que quede lugar para la duda, el hecho de que el Pit Bull como raza es el más experto perro de pelea que nunca haya existido. También conocemos la utilidad del Pit Bull como perro de captura (pastoreo).

El trabajo de guarda y la protección personal son otras áreas en las cuales el Pit Bull frecuentemente destaca. El Pit Bull es generalmente un guardián de la casa y un perro de protección personal muy útil, en primer lugar porque es una raza muy fiel y resuelta. No es un perro que automáticamente proteja cualquier espacio que esté ocupando o a cualquier persona que esté sujetándole con la correa. En lugar de eso, es una raza que frecuentemente defenderá debido a un sentido de la fidelidad hacia su familia y sus propiedades.

El mejor hogar para un Pit Bull

Antes de meternos en la cuestión de dónde adquirir su cachorro, deberíamos considerar el aspecto de qué hogares humanos son más adecuados para la raza Pit Bull. Es demasiado común hoy día para los autores de libros de razas presentar a su raza como la ideal para todo hogar. Esto no es cierto en ningún caso y tampoco lo es en el caso del Pit Bull. El Pit Bull es un perro ideal para una familia adulta con hijos ya mayores (de 14 o más años de edad) y para alguien que esté en casa la mayor parte del tiempo. El tamaño de la casa no es tan importante: puede ser grande, con un jardín vallado, o pequeña. Incluso puede ser un piso en la ciudad. Lo importante es que alguien esté frecuentemente en casa y que alguien quiera llevar al perro a dar largos paseos regularmente. Ésta describe la mejor de las posibles situaciones para el Pit Bull.

Al contrario, la peor situación para un Pit Bull es aquella en la que el perro es criado por una persona joven que, cuando el perro es adulto, está demasiado ocupado para dedicarle mucho tiempo a su perro. Es incluso peor si esa persona joven tiene hijos cuando el perro ya está crecido y estos niños acaban pasando tiempo con un perro que no se asocia a ellos como si fueran verdaderos miembros de la familia. Ésta es la razón por la que ocurren muchos de los desastres que leemos en los diarios sensacionalistas.

Hace no demasiado tiempo, surgió una noticia en todos los diarios locales de una ciudad de los Estados Unidos. La historia explicaba que un Pit Bull había matado y mutilado gravemente «sin razón aparente» el cuerpo de un niño de corta edad con el que vivía. El perro fue eutanasiado inmediatamente por las autoridades locales y la comunidad empezó a pedir una prohibición total sobre la propiedad de Pit Bulls en la ciudad.

El perro fue examinado para confirmar de qué raza era y, por desgracia, era un Pit Bull sin lugar a dudas, pero las autoridades se preguntaron acerca de las circunstancias de la muerte, y los detalles son los siguientes. Usted decide qué o quién es el culpable de la muerte del niño.

Una mujer soltera que vivía sola en un área urbana tuvo un bebé. El padre del niño vivía en su propio apartamento con su Pit Bull macho. El hombre era un traficante de drogas. El perro tenía seis años y no había vivido con nadie más que con este hombre. El perro había sido total y profesionalmente adiestrado para el ataque cuando era joven y de tanto en cuanto se le habían dado lecciones de refresco.

Cuando el bebé de la mujer tenía tres meses de edad, el padre decidió irse a vivir con ella y con el niño. Ella estaba tan contenta de que el padre del bebé viniera a vivir con ellos que decidió que deberían salir a celebrarlo. No tenían canguro para el bebé de tres meses, pero el hombre le aseguró a la madre que podían tener la seguridad de que el perro protegería la casa y al bebé en su ausencia. De todas formas sólo iban estar fuera unas pocas horas.

El hombre trajo al perro a la casa de la mujer y allí, el perro conoció al niño por primera vez. Estaba encerrado en el apartamento con el niño y la pareja les dejó solos. Los vecinos dijeron que menos de media hora después de que la pareja saliera del apartamento, empezaron a oír llorar fuertemente al bebé. Poco después pararon los lloros y se oyeron gruñidos. Nunca se volvió a ver al niño con vida y el perro fue eutanasiado al día siguiente. El propietario del perro juró que el perro nunca antes se había comportado de una manera tan impredecible e irracional. Después de todo, el perro había vivido con él, y si alguien se hallaba en una posición como para evaluar el temperamento del perro, ese alguien tendría que haber sido él. ¡Además, dijo, el perro había sido adiestrado!

¿Sería cualquier raza de perro la adecuada para la situación que acabo de describir? ¿Se le podía echar la culpa a ese perro en concreto por haber matado al niño? ¿Debería la raza Pit Bull ser tenida como la responsable en una situación como ésta? ¿Es esta raza un problema, o acaso sufre hoy día esta raza del problema de una propiedad irresponsable y francamente estúpida? Bueno, ahora esto tiene que decidirlo usted.

En cualquier caso éste era, probablemente, el peor ambiente posible en el que se podía encontrar viviendo un Pit Bull. De nuevo, el mejor ambiente posible es con una familia adulta cuyos hijos sean mayores. Otra buena situación para un Pit Bull es una pareja adulta sin hijos o un adulto jubilado que necesite compañía.

La idoneidad del propietario

Ser el propietario perfecto de un Pit Bull implica entender a su perro y ajustarse a ciertas necesidades de la raza, pero también implica seleccionar esta raza porque encaja en su estilo de vida. Por ejemplo, si usted tiene otro perro y usted sabe que sus perros van a estar desatendidos durante algunas horas al día, quizá el Pit Bull no sea la raza adecuada para usted. Después de todo, las peleas entre su Pit Bull y otros perros con los que pueden encontrarse en la calle, pueden ser desalentadas con facilidad. Dejar solos de forma regular a dos perros durante horas, cuando uno de ellos es un Pit Bull, quizá sea pedirle demasiado a esta raza. Debemos comprender que, a pesar de todo, el Pit Bull es un perro de pelea.

Si es usted una persona con trabajo o «la otra mitad» de una pareja con trabajo, y desean una mascota a la que puedan dejar sola durante todo el día y prácticamente todos los días, cualquier perro de cualquier raza no será su mascota adecuada. Habrá otros momentos en su vida para tener un perro, pero éste no sería el momento adecuado.

Incluso si es usted una persona que sencillamente odia dar un paseo de forma regular, el Pit Bull puede ser la raza equivocada para usted. Hay otras razas que pueden vivir en un ambiente así. Se haría usted un favor y se lo haría también al Pit Bull si escogiese en su lugar una de estas otras razas.

Si es usted esta persona, el Pit Bull puede ser una mejor elección de entre los perros de raza pura que lo que usted hubiera pensado en un principio.

Consideraciones de salud específicas de la raza

El Pit Bull es, por lo general, una raza sana, y cuanto más cerca esté el perro de una línea de trabajo, más sano será. No obstante puede ser aquejado por cualquiera de las enfermedades propias de la raza canina. Una situación que merece una especial mención aquí es la displasia de cadera y su relación con el Pit Bull de trabajo. Mientras que no hay duda de que ésta es una condición seria para muchas razas y que la selección de un cachorro debería, por lo general, incluir preguntas acerca de la condición de las caderas de los animales reproductores, en algunos casos, la preocupación puede ser exagerada. En el caso de los Pit Bulls de trabajo, éste suele ser el caso.

Poco después de que el United Kennel Club se involucrara en organizar certámenes de belleza para Pit Bulls inscritos en su libro de orígenes de sus Pit Bulls, los criadores de Pit Bulls de exposición empezaron a examinar a sus animales para descartar la displasia de cadera. Se extendió un grito de alarma por todos los Estados Unidos, porque la mayoría de los Pit Bulls que estaban siendo examinados resultaban ser muy displásicos. Ninguno de estos perros displásicos mostraba ninguna evidencia externa de sufrir este mal, y todos los animales reproductores de los que descendían estos perros habían sido perros luchadores muy trabajadores, de larga vida y super-atléticos.

Hay una diferencia entre lo que llamamos displasia «real» y displasia «teórica». Si usted va a elegir su cachorro de entre animales de trabajo de calidad probada, criados pensando mucho en la pelea y de larga vida, las preguntas acerca de evidencias médicas de que las caderas estén bien formadas no son tan imperativas como lo podrían ser en otras razas, especialmente aquellas más grandes.

Variaciones en la raza

Anteriormente, empezamos a discutir la primera divergencia en cuanto al tipo entre el Pit Bull en su forma de trabajo, tal y como estaba representado por aquellos perros inscritos en el libro de orígenes del United Kennel Club y en la American Dog Breeders Association, y el tipo de la raza en su forma de exhibición para las exposiciones de belleza, tal y como están representados por los perros inscritos como American Staffordshire Terriers en el libro de orígenes del American Kennel Club. Esta divergencia en cuanto al tipo es común entre perros inscritos en organizaciones caninas distintas para la exhibición en exposiciones de belleza, pero que continúan siendo utilizados en tareas de campo, como pueden ser los perros de caza como el Labrador Retriever o el Setter Inglés. Rara vez, los perros que tienen éxito en las exposiciones de belleza, triunfan también como perros de campo o de trabajo, especialmente en los Estados Unidos, donde la capacidad de trabajo no afecta el que un perro sea campeón. Por otro lado, en el Reino Unido, las razas de trabajo y de caza, por ejemplo, deben clasificarse en pruebas de campo antes de ser considerados plenos campeones.

En el caso del Pit Bull, la situación se ha vuelto incluso más complicada en los últimos años. Hoy día podemos ver como mínimo tres formas del tipo de raza Pit Bull y estas tres formas pueden ser etiquetadas como tipo de trabajo, el tipo de exposición para los perros de belleza y el tipo para perros mascota «criada en casa». Aunque hay que decir que esta situación no es exclusiva de los Pit Bull, pues cualquier raza, excepto tal vez los toys, puede ser utilizada para trabajo, para exposición o meramente como perro de compañía.

El tipo de trabajo (pelea) del Pit Bull tiende a ser más pequeño, con los huesos más finos, y son perros más de tipo terrier. Temperamentalmente, estos perros tienden a ser agresivos hacia otros perros, pero no hacia las personas. De hecho, hace años, el Pit Bull criado para la pelea tenía la reputación de ser una de las razas más inútiles para el trabajo de protección, ya que se mostraban poco dispuestos para mostrar agresión hacia las personas.

El tipo del Pit Bull de perros para las exposiciones de belleza, tiende a ser mayor, con los huesos más fuertes, con pechos más anchos y con la cabeza más grande. El temperamento de estos perros tiende a ser menos agresivo hacia otros perros y no muestran mucha agresividad hacia las personas.

El perro «criado en casa» tiende a ser mayor que el perro de trabajo. No es un animal de aspecto refinado. No está criado para resistir mucho en las peleas de perros prolongadas y no es criado para ganar exposiciones de belleza. Generalmente es criado para ser atractivo en el mercado de perros de aspecto «macho». En cuanto al temperamento, estos perros tienden a ser más agresivos hacia las personas y frecuentemente son también aparentemente más agresivos hacia otros animales. Después de todo, aquellos que quieren un perro de aspecto «macho» querrán adquirir en el mercado un perro que amenace a los otros. Aquellos que ven un mercado en vender Pit Bulls a estas personas, tienden a seleccionar para conseguir esta cualidad.

Al seleccionar un Pit Bull para su casa, quizá es más importante que en el caso e cualquier otra raza, hacer su trabajo cuidadosamente. El perro criado para la pelea quizá no sea tan mala elección como mascota como podría usted haber pensado. El perro de exposición es, generalmente, una buena mascota, pero el perro «criado en casa» es el que ha dado lugar a los problemas respecto de esta raza que hemos podido ver en estos últimos años.

Debemos reflexionar sobre esta última afirmación. Lo cierto es que para evitar problemas, deben tomarse medidas precautorias adecuadas, pues se suele olvidar las imprevisibles reacciones que puede tener un animal, por más que en el trato diario sea de lo más fiel y cariñoso.

Es un perro que debe ser manejado con precauciones. Teniendo lo anterior en cuenta, el Pit Bull será un excelente compañero en el hogar.

Si deseas saber más sobre el American Pit Bull Terrier te recomendamos la publicación de la editorial Hispano Europea Pit Bull Terrier Serie Excellence:

Más información sobre el American Pit Bull Terrier

Video: Pitbull terrier americano - Educación desde cachorro - Cuidados - Salud - Origen (Diciembre 2019).